Lamento que por mucho tiempo no pude honrar tu presencia debido a mis heridas. Lamento mucho que no pude ver antes la importancia de tus dones, tus principios, tus modos y de como éstos complementan los dones, principios y modos del Divino Femenino. 20180602_182218
Lamento que no pude ver que tu corazón es tan tierno como el mío. A través de mis heridas solamente podía verte como destructivo, violento, amurallado, distante e interioricé esta imagen en mi mente, atrayendo hombres que reflejaban al peligro y la dominación, haciendo las heridas más profundas y comprobando que mis falsas creencias eran realidad. Y en respuesta, sentí una alergia a hombres que me hablaban con dulzura y gentileza, percibiendo esto como debilidad.
Amado Divino Masculino, lamento mucho el siempre haberte pedido que pensaras diferente, que actuaras diferente, que fueras otro diferente a quien eres. Lamento mucho no haber podido ver que vives en mi interior, que llevo al Divino Masculino al igual que llevo al Divino Femenino.20180602_065158
Amado Divino Masculino, te amo y te honro por quien eres. Amo y honro las maneras en que te expresas. Te amo y te honro ya que sin ti el mundo exterior e interior estarían incompletos. Sin ti el ciclo de la vida se rompería. Te honro y abro mis ojos y corazón a los Principios Divinos existentes en cada mujer y cada hombre.
Abro mis ojos y corazón para ver que somos reflejos de cada uno de nosotros y que las diferencias crean una Union Sinérgica Sagrada.
Gracias J. M. 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: